Ayuno de Avance Espiritual Día 6 – El Nombre de Jesús

“…De cierto, de cierto os digo, que todo cuanto pidiereis al Padre en mi nombre, os lo dará. Hasta ahora nada habéis pedido en mi nombre; pedid, y recibiréis, para que vuestro gozo sea cumplido”. Juan 16: 23-24

Qué bendición es poder orar en el nombre de Jesús. ¡Hay un poder sobrenatural en el nombre de Jesús! Él quiere que usemos su nombre. Él desea darnos tantas cosas, pero necesitamos pedir en su nombre. Hace cinco años y medio recibimos las peores noticias de nuestras vidas. Nuestra única hija, Andrea, recibió noticias de que tenía un tumor de rápido crecimiento en su pecho, envuelto alrededor de las arterias de su corazón. Lloramos juntos mientras tratábamos de procesar esta noticia. Esa noche, toda nuestra familia se reunió a través de la computadora y comenzamos a orar juntos en el nombre de Jesús. Llamamos a su nombre, Nuestro Sanador, Nuestro Gran Médico, Obrador de Milagros. A lo largo de los nueve meses que siguieron con 600 horas de tratamientos de quimioterapia, 4 infusiones de columna, cirugía mayor y 6 semanas de tratamientos de radiación, Clamamos a Jesús. Declamamos sus nombres. Nos centramos en sus increíbles atributos y nos dio su paz, su fuerza, su esperanza, su amor fiel y sí, incluso su gozo a través de todo. ¡Recibimos mucho de nuestro Dios fiel a través de esos difíciles meses previos al día en que fue declarada libre de cáncer! ¡Que milagro! Damos gracias a Dios todos los días por sanar a Andrea. Damos gracias a Dios por poder invocar su nombre y pedir en su nombre.

¿Qué está poniendo Dios en su corazón para pedirle en estos días? Él está estimulando la fe en usted para buscarlo y recibir de su amor. Ponga su enfoque en Dios y en sus nombres y sus atributos. Póngase de acuerdo con él por lo que quiere hacer en su vida. Pida en su nombre.

Señor Jesús, venimos ante ti con corazones humildes. Eres fuerte y todopoderoso y eres capaz de hacer más abundantemente de lo que pedimos o entendemos. Venimos con gratitud porque deseas que pidamos en tu nombre. Llena nuestros corazones con los deseos que tienes para nosotros y para nuestros seres queridos y para los perdidos de este mundo. ¡Danos fe para orar para que trabajes en el mundo que nos rodea para tu gloria! ¡Te damos gracias y alabamos tu nombre por siempre! Amén.

Scroll to top

¡Mira aquí nuestro culto!